Nace EYA 2018

La imagen más femenina y joven de Bodegas Carchelo

Huele a frutos de bosque, a flores, a violeta y lavanda y un fondo de melocotón, uno de los más preciados caracteres de equilibrio de madurez en la Monastrell. Así es EYA, el vino más joven de Bodegas Carchelo. ¿Quién dijo que los tintos no son para el verano?

Para EYA, la familia Abellán ha querido mantener en su etiqueta los colores blanco y negro, como es costumbre en la imagen de la mayoría de sus vinos, que reflejan sencillez, elegancia y desenfado, pero en esta ocasión ha puesto especial cuidado en su etiqueta. Con papel base de algodón, el pelo de EYA es un racimo de Monastrell y para darle realce visual se ha aplicado un barniz serigráfico que da volumen y brillo al tocado y también a los labios.

De capa media alta con vivos tonos granate característicos de la Monastrell, en boca es firme, de estructura media y con una muy grata acidez, resultado de la adaptación a climas calurosos de los racimos compactos, en donde se conjugan la madurez de los granos externos y la acidez de los internos.

EYA es un vino fresco, ideal para estos días de altas temperaturas, netamente gastronómico y listo para disfrutar de él. Encaja a la perfección con carnes blancas o rojas, pescados grasos y quesos curados.

La tradición familiar es la esencia de esta bodega ubicada en el microclima especial y único de la denominación de origen Jumilla. Un enclave ideal en el que los viñedos permiten dar productos de alta calidad y con los que bodegas Carchelo han sabido transmitirnos su pasión por los tintos. Vinos asequibles con los que han alcanzado cotas de excelencia y diferenciación.
P.V.P: 5,95 euros

Deja un comentario

Suscríbase a nuestro Newsletter para estar al día de los últimos lanzamientos